Inversión pública: ¿Se contraerá en un año electoral?

inversión pública
Foto: Gestión

De acuerdo con el Banco Central de Reserva, la inversión pública durante este año crecerá 4.5% en comparación con el 2021, cuando se expandió 22%.

De acuerdo con un reciente reporte elaborado por ComexPerú, de las 1.869 municipalidades que tenían la responsabilidad de ejecutar el 43.7% del presupuesto modificado para inversión pública (24.080) millones de soles) en 2021, un total de 646 (34.6%) ejecutó menos de la mitad de la partida que le asignaron.

Recientemente, Alberto Ñecco, exdirector ejecutivo de Proinversión, advirtió que en años electorales –como 2022- la ejecución de la inversión pública suele contraer, por lo que los niveles de ejecución suelen ser menores a los años previos.

Lee también: Expectativas de empresas son “algo” alentadoras a principios de año

Frente a ese panorama y si se toma en cuenta –como señalan en ComexPerú para Correo- que “la inversión pública juega un rol importante en la creación de infraestructura para la competitividad y el cierre de brechas socioconómicas”, ¡hacia dónde apuntar para asegurar, con eficacia y eficiencia, la ejecución presupuestal, pero en obras necesarias para el desarrollo de la población?

Si se parte del hecho de que el problema de la ejecución presupuestal “no es tanto normativo, sino más bien institucional y de capacidad de gestión”, y considerando que “el plazo (para las autoridades actuales) que quedan es muy breve”, el director del Área de Infraestructura del Estudio Muñiz, Juan Carlos Salinas, recomienda priorizar obras de corto plazo, como actividades de reparación y mantenimiento.

“Los contratos Gobierno a Gobierno (GG) y las PMO (oficina de gestión de proyectos) han demostrado ser una modalidad que puede ser usada para el desarrollo y gestión de proyectos con transparencia y eficacia. Debería generarse una cartera de proyectos de envergadura para ser implementados bajo este esquema, que también permite la transferencia de conocimiento. Eso ayudaría a fortalecer las deficiencias que aún mantenemos a nivel institucional”, indica.

Lee también: Solo el 15 % de alumnos que migraron a colegios estatales volverá a uno privado

Al respecto, la economista Silvana Huanqui, docente de la Escuela de Gestión Pública de la UP, refiere para el mismo diario que la modalidad Gobierno a Gobierno se podría aplicar para las obras de mayor envergadura, pero se debe priorizar los proyectos que pueden desarrollarse bajo este mecanismo, sin olvidar el acompañamiento permanente en su implementación, porque son completamente novedosos en la gestión subnacional.

Debido a que “en los últimos años se viene concibiendo a la inversión pública como dinamizadora de la demanda en épocas de desaceleración económica, tampoco se debe de perder de vista la calidad del gasto”, que debe tener como fin incrementar el potencial productivo de las localidades y cerrar las brechas sociales y productivas”.

Para lograrlo, Huanqui asegura que es necesario enfocarse en medidas orientadas a mejorar cada una de las etapas del ciclo de inversiones, “desde la programación hasta la operación y mantenimiento”, aunque también será viable la implementación de mecanismo que aseguren la coherencia entre las diferentes etapas del ciclo presupuestal.

Total
1
Shares
Post previo
Expectativas de empresas son "algo" alentadoras, pero solo el 11 % quiere retomar planes de expansión

Expectativas de empresas son “algo” alentadoras a principios de año

Post siguiente
Community Manager: ¿Cuáles son sus funciones y exigencias en la actualidad?

Community Manager: ¿Cuáles son sus funciones y exigencias en la actualidad?

Related Posts