Las bodegas y el ODS 1: fin de la pobreza – por Andrés Choy

Las bodegas y el ODS 1: fin de la pobreza – por Andrés Choy
Foto: Andina

“El primer Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) es Poner fin a la pobreza en todas sus formas en todo el mundo. Es una meta ambiciosa que es casi imposible de poder realizar”, sostiene Andrés Choy, presidente de la Asociación de Bodegueros del Perú.

El primer Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) es “Poner fin a la pobreza en todas sus formas en todo el mundo”.

Es una meta ambiciosa que es casi imposible de poder realizar, porque siempre habrá pobreza en el mundo, debido a que existen diversas formas de pensar de la población y también diversas culturas o formas de vivir, que lamentablemente no se ajustan a los parámetros que considera de ONU en sus Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Por ejemplo, los accesos a los servicios básicos en la población. Para ello se requiere que todos los lugares en donde habitan personas tengan acceso al agua y saneamiento, lo cual resulta imposible, porque existen zonas rurales donde no hay forma de brindar este servicio debido a la dificultad de su hábitat, las diferencias culturales entre los pueblos donde no existe igualdad entre los hombres y mujeres, el maltrato infantil y la explotación. Son factores difíciles de identificar por parte de las autoridades.

Por lo tanto, creemos que este ODS es un mero sueño que es difícil de alcanzar después de la pandemia, con muchas personas que perdieron la vida por falta de acceso a los servicios de salud, otras que tuvieron que gastar todos sus ahorros para curarse y tras ello intentan sobrevivir en una economía post pandemia que ha incrementado el costo de vida y con riesgos de una recesión mundial.

Los niveles de corrupción en los gobiernos de los países y que son integrantes de la ONU, hacen muy difícil poder cumplir este anhelo, ya que no podemos decir que es un objetivo.

En el caso de las bodegas, muchas de ellas han tenido que subsistir durante la pandemia, muchos socios han tenido que cerrar sus negocios y varios vecinos clientes han fallecido sin ningún tipo de acceso a la salud y con un largo confinamiento que destruyó las economías de los más pudientes y pasó a la indigencia a muchos peruanos.

La subida del costo de vida, las bajas ventas por la alta competencia y la descapitalización del negocio bodeguero al momento de reponer mercadería, hacen cada vez más ilusorio este ODS, con lo cual solo quedaría como lo dijimos anteriormente, en un anhelo y no un objetivo.

Consideramos que este ODS, no ha sido considerado para los países pobres y emergentes, solo han considerado a los países de primer orden, dejando de lado a una gran parte de la población mundial.

Tampoco el ODS habla de las políticas populistas de los gobiernos que hacen más pobres a sus países como es el caso de Venezuela, Nicaragua, Argentina y regímenes totalitarios como Corea del Norte, Cuba, entre otros; donde existen grados de pobreza extrema e indigencia.

Consideramos que debe existir una reevaluación de los ODS, que se ajusten a la realidad mundial y que no sean meros enunciados en base a anhelos difíciles de alcanzar.

Por Andrés Choy, presidente de la Asociación de Bodegueros del Perú

Total
1
Shares
Post previo
Pedro Castillo es abucheado en su visita a Cusco

Pedro Castillo es abucheado en su visita a Cusco

Post siguiente
Darán capital de US$ 1,000 millones a Petroperú para reforzar su capacidad financiera, ¿Qué opinan expertos?

Darán capital de US$ 1,000 millones a Petroperú para reforzar su capacidad financiera, ¿Qué opinan expertos?

Related Posts