¿Cómo mi empresa puede afrontar tiempos de incertidumbre?

Como micro o pequeño negociante no puedes ser ajeno a la realidad nacional que está sucediendo. Directa o indirectamente impactará en tus ventas y clientes. Ya te habías preguntado, ¿cómo sobrellevar la crisis e incertidumbre que vive el Perú? Aquí te lo contamos.

Definitivamente la gestión de riesgos es una de las actividades más acertadas para manejarnos en tiempos de crisis e incertidumbre. Gracias a esta acción es que, como dueño de tu negocio, podrás tener en tu poder un plan de contingencia con acciones a tomar para detener los efectos o consecuencias que genere una tercera ola ocasionada por la covid-19  y la coyuntura política-económica del Perú.

Si bien la gestión de riesgos es una actividad muy minuciosa y valorada en las grandes empresas, en Prestamype estamos dispuestos a colaborar con la aplicación de la gestión de riesgos en emprendedores, micros y pequeños negociantes como tú.

Empecemos, en el primer punto vamos a definir a lo que se le conoce como riesgo. Después determinaremos las acciones de contingencia para luego, empezar a planificar las actividades necesarias y medir los resultados.

  1. Define el riesgo

Lo primero es identificar si tu negocio está siendo golpeado. ¿Tus ventas del mes de mayo y junio han bajado considerablemente?, ¿tus proveedores ya no te quieren vender al crédito?, ¿otros negocios de tu mismo rubro están cerrando? Si la respuesta es sí, tienes que actuar lo antes posible y en eso te ayudaremos en este artículo. Si la respuesta es no, es mejor prevenir antes que lamentar y para ello es mejor tener una respuesta ante cualquier daño que pueda sufrir tu empresa.

Vamos a definir los riesgos de los siguientes ejemplos:

Supongamos que tienes una panadería y los precios de cada una viene en aumento, pero las ventas vienen disminuyendo progresivamente desde el mes de mayo. ¿Qué puede estar pasando? Es probable que la gente en su intento por economizar busque otros alimentos, ya que evidencia que los ingredientes vienen subiendo y que la estabilidad de las importaciones y exportaciones no está del todo firme.

En el caso que tuvieras una empresa dedicada al servicio automotriz y realices servicios  a otras empresas, puedes empezar a reconocer el riesgo desde la disminución en la contratación de servicios por la falta de ingresos. Si tu cliente no vende, porque la crisis sanitaria y política a paralizado sus recursos de trabajo, es más probable que también tus ingresos bajen.

Como hemos visto, en cada uno de los ejemplos hemos encontrado una razón base que determina el origen del riesgo. Ahora, esto nos va permitir crear y conocer las principales acciones a aplicar para mitigar dichos riesgos.

  1. Planificar acciones de contingencia

Ya definidos los riesgos, es hora de hacer una lluvia de ideas, pero acorde y lo más apegado a la realidad de la empresa. Una vez que tengamos ideas bien definidas, debemos empezar a planificarlas.

Y aunque parece contradictorio planificar algo aún cuando no se sabe que va pasar, si es posible planificar. De hecho estarás un punto más arriba y preparado para afrontar crisis, en comparación con otras empresas que no realizan ningún plan de contingencia.

LEE TAMBIÉN: AFP y CTS: ¿En qué invertir mi dinero para tener una alta rentabilidad?

LEE TAMBIÉN: Prestamype – Préstamos con garantía hipotecaria

Es por eso que planificar es como tener un “as bajo la manga”, es una carta a tu favor que te ayudará a salir a flote ante cualquier imprevisto. Recordemos la pandemia, cuando empezó la crisis sanitaria muchas empresas que vendían en distintos locales del perú no tenían canales digitales de venta, pero otros sí. Cuando tuvieron que cerrar su local, podían usar su página web, sus redes sociales para comenzar a vender virtualmente y ya tenían una ventaja en comparación con la competencia que no tenía un perfil en redes sociales.

Es importante que todo plan de contingencia que hayas definido en base a la lluvia de ideas tenga las siguientes características. Primero, frenar los efectos en el corto plazo. Segundo, que todo los trabajadores involucrados conozcan qué función desempeñar. Tercero, que permita medir los resultados y efectividad de las acciones implementadas. Cuarto, oportunidad de proyectarse o tomar decisiones en el futuro.

Con la lista de ideas hecha en base a los requerimientos mencionados ya podemos comenzar a planificar. Veamos cómo serían posibles acciones de contingencia y planificación en algunos ejemplos:

Si en tu panadería, el precio del pan estaba al alza y los clientes ya no compraban con la misma frecuencia puedes tomar las siguientes acciones: vender alimentos alternativos ricos en sabor y nutrientes que reemplacen este producto y a un mejor precio. Además, de ser un precio justo para ti, ofreces un motivo más por el que el cliente debe comprarte. De esta manera tu cliente no buscará otra panadería y podrás recuperar tu flujo de ventas.

¿Ves como la planificación y el plan de contingencia va reemplazando los efectos negativos que causan los tiempos de incertidumbre?

  1. Medir la efectividad del plan de contingencia

Lo que no se mide no se puede mejorar”. ¿habías oído esta frase? Pues bien, para saber si vas por un buen camino con tu negocio, debes medir las acciones y asegurarte que los resultados sean los esperados. Solo así podrás tomar decisiones, si continuar y reforzar la acción o dar un rumbo diferente.

Esto lo puedes lograr con la medición. Si en tu negocio te proyectaste a ofrecer productos alternativos que reemplacen los que vienen subiendo su precio y notas que la gente te compra, está bien y puedes comenzar a implementar otras opciones más.

Si en tu negocio automotriz notas que tus clientes de siempre no tienen ingresos y por ende, no te contratan. Mira qué tipos de empresas son las que han incrementado su nivel de productividad en estos tiempos. El sector salud es uno de los más demandados y puedes comenzar a enviar la carta de presentación de tu empresa para entablar nuevos negocios. A fin de mes, puedes empezar a tener nuevos clientes potenciales en lo que se va recuperando la situación actual.

Definidos los riesgos y el plan de contingencia es que podrás empezar a medir la efectividad de tus acciones.

En tiempos duros y difíciles como estos, que no solo son ocasionados por la crisis sanitaria, sino por la crisis política-económica, estos tips son básicos para mitigar los efectos negativos que pueda sufrir tu negocio. Recuerda, “no hay mal que dure 100 años, ni cuerpo que lo aguante”. Lucha por tu negocio, arma tu plan de contingencia y sigue adelante.

Desde Prestamype esperamos que estos tips para salir adelante en tiempos de crisis, te hayan ayudado. Es más, estamos convencidos que en el futuro cuando las aguas se calmen, valorarás aún más tu negocio sabiendo que la luchaste y armaste un plan de respuesta para cualquier tipo de crisis.

Prestamype es la primera fintech multiservicio del Perú enfocada en brindar financiamiento a micro y pequeños negocios. Para más información, los productos financieros que ofrece son:

Préstamos con garantía hipotecaria: www.prestamype.com/prestamos
Factoring o adelante de cobro de facturas: www.prestamype.com/factoring 

Contenido patrocinado por: Prestamype.


Total
1
Shares
Post previo
formalizacion en el peru

Formalización de la economía es clave para reactivación del Perú, según Banco Mundial

Post siguiente
Campaña por Día del padre: ¿E-commerce o ventas tradicionales?

Campaña por Día del padre: ¿E-commerce o ventas tradicionales?

Related Posts