Consejos de seguridad para evitar robos en las tarjetas de crédito o débito

Frente a un mayor uso de las tarjetas de crédito o débito como medio de pago, se incrementa el número de estafas por robos y pérdida de dinero. Estos son siete consejos para evitar ser víctimas de la delincuencia cibernética.

Cada vez es más recurrente el uso de tarjetas de débito o crédito como medios de pago. Inclusive en estos tiempos de pandemia, los expertos en salud recomiendan su uso y el de otros medios electrónicos para evitar el contacto con billetes y monedas, pues éstos podrían ser portadores del COVID-19.

Sin embargo, además del virus, la delincuencia es un factor de riesgo a considerar. Según reportó la SBS en el 2018, los productos financieros con más reclamos fueron las tarjetas de crédito y débito (58 %). Por esta razón, José Camacho, gerente de negocios de Caja Trujillo, nos brinda las siguientes recomendaciones en el uso de las tarjetas para evitar ser víctima de robos.

  1. No pierdas de vista tu tarjeta. Cuando salgas a comprar, no permitas que se lleven tu tarjeta a otro lugar para realizar el cobro. Eso evitará que alguien con mala intención intente clonar tu tarjeta o anote los datos de ésta.
     
  2. Revisa tus movimientos bancarios. Esta debe ser una práctica regular, ya que puedes detectar a tiempo transacciones de tu tarjeta y comunicarte inmediatamente con la entidad financiera en caso encuentres cargos por compras que no realizaste.
     
  3. No compartas tus datos con terceros. Nunca compartas tu clave secreta y tampoco el código “CVV2” de tu tarjeta. Esta es una medida de seguridad que intenta proteger tus compras por Internet, bastará con tener el número de la tarjeta y este código que por lo general está en el reverso del plástico, para hacer compras online, por ello no debes compartirla con nadie.
     
  4. Tapa tu código cuando marques la clave. Siempre que pagues en un establecimiento debes cubrir con tus manos mientras digitas tu clave. Los delincuentes son muy hábiles para fijarse en ello.
     
  5. Activa los mecanismos de seguridad de tu banco. Las entidades bancarias disponen de sistemas para que recibas un mensaje de confirmación en tu celular cada vez que haces una compra o para avisarte que se está usando tu tarjeta para hacer un pago en el extranjero.
     
  6. Cuida dónde facilitas tus datos. Existe una práctica muy frecuente denominada “pishing” que consiste en el envío de correos que suplantan la identidad de los bancos para solicitar información confidencial a los clientes, por eso solo ingresa a través de la página web oficial de tu entidad bancaria. 
     
  7. Número al cual llamar. Ten a la mano el número de teléfono al que debes llamar para bloquear tu tarjeta en caso de pérdida, robo o fraude. Hacerlo pronto puede ayudarte a evitar malos ratos.
Total
0
Shares
Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.

Post previo
Emprendimiento: once errores que podrían acabar con tu startup

Emprendimiento: once errores que podrían acabar con tu startup

Post siguiente

Palcast Podcast presenta “La Forma: Diseño y Arquitectura” – Segundo Episodio, certificación Leed

Related Posts