Los 4 pilares del emprendedor

En un mundo donde lo único que no cambia es el cambio, no queda tiempo para la improvisación. La excelencia no sólo es el resultado del que sabe, sino del que sabe cómo hacer que sucedan las cosas.

Por Heidy Pérez, Directora Comercial Business Nights Perú

En un mundo donde lo único que no cambia es el cambio, no queda tiempo para la improvisación. La excelencia no sólo es el resultado del que sabe (intelecto), sino del que sabe cómo hacer que sucedan las cosas (ejecución = inteligencia + gestión eficaz de la emoción).

Es por esto que el concepto de un emprendedor va más allá de las ganas que tenga una persona de ser autónoma, de generar ingresos sólidos a largo plazo o simplemente demostrar algo. Se trata de revolucionar el mundo, de generar un valor agregado, se trata de innovar y todo esto se logra bajo el manto de un proceso intrínseco profundo y una traducción creativa impecable.

El emprendedor se abre paso al salir de su zona de confort, renuncia a la estabilidad de un sueldo fijo, a la opción de que alguien le diga qué hacer y se enfrenta muchas veces al rechazo de las personas que lo rodean y que por querer lo que creen mejor para él/ella, le invitan a continuar con un trabajo como el resto de las personas promedio.

Un emprendedor es una persona que identifica oportunidades y organiza los recursos necesarios para potenciarlas, parece algo sencillo y que todos podríamos hacerlo. Realmente es así, pero aquí radica lo que le hace diferente.

Mientras que otra persona identifica la misma oportunidad y piensa que quizás alguien más ya lo hizo, que es algo tonto y por eso no lo hace, el emprendedor toma la oportunidad sin titubear y sin importar que alguien más esté considerando lo mismo, lo hace.

El emprendedor identifica oportunidades donde otro podría sólo ver un problema y es porque la visión del emprendedor está enfocada a los resultados, en cómo hacer que algo funcione o funcione mejor. El emprendedor es un motor de mejora continua ya que no sólo trata de crear algo nuevo, sino también de optimizar algo que ya ha sido creado.

Es por esto que podemos hablar de 4 procesos fundamentales que intervienen en la gestión de emprendimiento:

1. Habilidades blandas e Inteligencia emocional

Según Daniel Goleman es “la capacidad que tiene el individuo para identificar su propio estado emocional y gestionarlo de manera adecuada”.

  • Autoconocimiento: en la medida en la que el emprendedor se expone a sus miedos y se conoce, puede usar a favor o de manera inteligente sus propias emociones.
  • Automotivación: es capaz de identificar también los estímulos que le sean gratificantes y convertirlos en una fuerte motivación. Pueden ser aactividades, personas, lugares, etc.
  • Autorregulación: el emprendedor valora y respeta tanto su energía como mayor capital que es capaz de gestionar cómo, dónde y con quién puede o quiere compartirla, permitiéndole mayor autodisciplina, control, determinación y selectividad.
  • Empatía: la sensibilización del emprendedor en su propio proceso de cambio le permite también ponerse en el lugar de los demás, siendo capaz de gestionar no sólo sus propias emociones, sino de transmitir e inspirar.
  • Habilidades sociales: la capacidad de relacionarse e influir sobre las personas se vuelve más sencilla para un emprendedor. Una persona que está en constante contacto con sus propias emociones y atiende a sus necesidades, lo hará de igual manera con las del mundo, logrando inspirar ya que sus acciones hablan más alto que sus palabras.

Así mismo, el emprendedor desarrolla habilidades y competencias como: liderazgo, orientación al logro, facilidad de comunicación, escucha activa, adaptación al cambio, creatividad, capacidad para solucionar problemas, optimización del tiempo, actitud positiva y proactiva, espíritu de servicio, autoconfianza, tolerancia a la frustración, asertividad, respeto de opiniones, ética y responsabilidad, entre otras. 

2. Marca personal y reputación

Desde la actitud hasta la imagen personal, la marca personal es la manera en la cual te presentas al mundo. No sólo lo que tú crees que eres, sino lo que los demás dicen de ti, incluyendo no sólo tu ámbito laboral, sino personal en igual importancia.

Cuando existe una congruencia o consistencia en todos los roles en los que te desenvuelves, como resultado generas la proyección de tu imagen. La marca personal es la comunicación sin palabras, no lo que dices que quieres ser, sino los resultados que generas, la manera en la que al hablar confirmas o contradices lo que muestras.

Para el emprendedor es un determinante en el éxito de su emprendimiento, pues muchas veces su marca personal y reputación son lo que impulsa su proyecto, es lo que hace que otras personas puedan apostar por su idea, recomendarla, financiarla y en la medida en la que se trabaje en ésta premisa con autenticidad, honestidad y disciplina, le será de mayor beneficio.

3. Marketing

La traducción creativa y estratégica, más allá de lo que a ti te gusta, lo que conecta emocionalmente, lo que vende sin vender. No basta sólo con querer hacer algo o saber algo (ni aunque seas el mejor) si no lo sabes vender.

Por eso todo emprendedor debe contar con un marketing digital y estratégico que le permita dirigirse al público que necesita, distinguir y definir entre lo que quiere y lo que realmente conecta, al mismo tiempo que impulsa su visibilidad y presencia, así como también refuerza su credibilidad.

4. Networking

Para todo emprendedor el networking debe ser una carta bajo la manga, la herramienta eficaz para crear una amplia red de contactos profesionales.

Se trata de crear alianzas estratégicas y relacionarse con las personas con intereses similares a los tuyos o que hayan logrado los resultados a los cuales te diriges, para dar a conocer quién eres, qué haces y cuál es tu valor agregado.

Además, es una oportunidad de permanecer actualizado porque la información corre veraz, la sensación de humanización de las empresas al conocer a sus dueños y saber que son personas como tú y como yo, personas que inspiran con sus logros y en las cuales puedes influir con los tuyos.

> LEE: ¿Qué es hacer networking?

Total
0
Shares
Post previo
Alianza del pacifico, pymes, beneficios, LAB4

¿Qué beneficios tienen las pymes con la Alianza del Pacífico?

Post siguiente
Perú tiene un índice positivo de riesgo país con 141 puntos.

CCL: Perú tiene clima auspicioso como destino de inversiones

Related Posts

Las tiendas pequeñas

Hoy en día, parece que cada mes se abriera un nuevo gran centro comercial en el Perú, especialmente en provincias. Si bien es cierto que durante los últimos años, las grandes superficies han llegado a lugares cada vez más alejados donde hasta hace algunos años sólo había pequeñas tiendas y bodegas de barrio, eso no significa que éstos pequeños y tradicionales canales vayan a desparecer.

Leer más